La llamada

CLXXXIII

Después de tanto esperar ahora, justa ahora que todo se está ajustando, que los compañero/esclavos se están cuadrando y el ambiente de trabajo ya no me desagrada tanto, recibí la llamada que tanto estaba esperando: ese puesto de trabajo en la ONG que tanto quería… es mío.

Y sé que debería de estar feliz.

Anuncios

4 Respuestas a “La llamada

  1. Felicitaciones! a veces lo que es tan deseado cuando llega asusta, te va a ir bien. besos tía Elsa.

  2. Holaa nada de feliz, lo pediste lo querias es tuyo, asi de sencillo, por eso hay que tener cuidado con lo que se pida, y si es en verdad lo que deseabas adelante, no lo pienses mucho ni entres en conformismo, y asi siempre muevete unas cosas te va ir bien y otras no tanto, un beso bonito resto de semana.

  3. Que padre!!! obtener lo que uno quiere, muchas veces no se da. Felicidades por ti….Los cambios siempre son para bien, eso dicen. 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s