Archivo de la categoría: De nuevo

Nos cansamos…

Y nos cansamos, nos quejamos y no resolvemos nada.

Hasta que lo resolvemos.

Cansada, sí. Derrotada, no.

Alistándome

CCX

Lo importante: dos días para la boda y yo voy sola. ¿Sorprendida? La verdad, no.

El mejor consuelo

CCIX

La venta de Zara es una locura, evítenla, repito, evítenla. Si no lo pueden hacer, les recomiendo llevar un figurín tamaño real que ocupe su lugar en la fila mientras se prueban.

Eso sí, comprar se siente bien y más cuando el coraje ha sido la mejor dieta ever.

Luna campeona

CCVIII

De verdad he sido idiota. En ese departamento nadie me gana.

He is not that into you…

CCVII

Verán, el problema de haber sido tanto tiempo buenita es que traes actitudes de raíz, una no se puede deshacer de ciertos aspectos o sentimientos de un día para otro.

Por eso, el intentar ser malita, go with the flow, a veces no funciona si no lo crees en realidad.  De un tiempo para acá intenté salir “a la gringa” o a la moderna,  haciéndome muy tonta sobre lo que sucedía. Eso de que hay que salir por un tiempo con un tipo, sin compromisos (obviamente, sexo de por medio) y que las cosas se van acomodando en su sitio mientras lo justificas para que no se comprometa, es realmente una boludez.

Diría Greg, aquel asesor de Sex & The City que escribió un libro: “Él no está loco por ti”.

Ya no perderé más mi tiempo pensando tonterías y me voy a dedicar a lo realmente importante: acudir a las ofertas que empiezan hoy. Buen shopping.